Necrológicas
  • Jorge Luis Coyopae Gómez
  • Sor Graciela Pinto Marcic
  • Luis Alberto Bórquez Sánchez
EDITORIAL

Fach y la necesaria conexión antártica

Por La Prensa Austral martes 19 de marzo del 2019

Compartir esta noticia
Visitas

Durante este mes, la Fuerza Aérea de Chile (Fach) está de aniversario, al haber sido creada por el DS Nº1.167 del 21 de marzo de 1930.

Su presencia en la Región de Magallanes y Antártica Chilena es clave, pues ha desarrollado una labor no por todos sopesada, pero esencial en términos de proveer conexión con el territorio antártico.

Cabe recordar la denominada Operación “Estrella Polar”, que tuvo lugar en noviembre de 1984 y que se tradujo en el primer vuelo de la Fach con aterrizaje en el Polo Sur. Desde la institución, se ha resaltado que el éxito de esta misión colocó a Chile en un sitial de vanguardia ante la comunidad internacional. El concurso de la Fach, junto a otras ramas de las FF.AA., en el proyecto de Glaciar Unión es otro aporte sustancial de la entidad aérea.

No obstante, la Fach demostró su vocación antártica varias décadas antes de la Operación “Estrella Polar”, cuando el 7 de marzo de 1969 se inauguró la base Presidente Eduardo Frei Montalva, ubicada en la península Fildes.

Esta base es la mayor de las dependencias que tiene Chile en dicho territorio y la pista Teniente Rodolfo Marsh Martin ha sido fundamental para reafirmar la soberanía nacional en el Continente Blanco, así como para apoyar logísticamente a diversas misiones internacionales. En temporada alta, se registran 50 vuelos intercontinentales y 150 intracontinentales, sirviendo de transporte y soporte a la gran mayoría de las bases del sector.

La base Frei permitió, además, visibilizar la presencia chilena al mantener a población no militar en la zona, en la denominada Villa Las Estrellas. Sin embargo, este poblado fue evacuado hace unos meses, en el marco de un proyecto de reposición de estas dependencias. En tal iniciativa, se invertirán US$73,5 millones en dos etapas, terminando la primera en 2022 y la segunda, en 2030.

Aprobar dicha inversión era algo altamente necesario y, a la luz del desgaste de la infraestructura y estado de las instalaciones, se podría afirmar que se demoró demasiado. También cabe lamentar que no considere, por el momento, el reponer Villa Las Estrellas.