Necrológicas

Indígenas derribaron estatua de conquistador español en Colombia

Por La Prensa Austral viernes 18 de septiembre del 2020

Compartir esta noticia
Visitas

Indígenas de la comunidad Misak derribaron una estatua del conquistador español Sebastián de Belalcázar en Popayán, capital del convulso departamento colombiano del Cauca, como forma de “reinvidicar la memoria de ancestros asesinados y esclavizados por las élites”.

“De Belalcázar fue un genocida que masacró a los pueblos que conquistó. Mi respeto a los Misak que reivindican sus muertos. Al suelo un símbolo de 500 años de esclavitud”, afirmó la presidenta del Movimiento Alternativo Indígena y Social (Mais), Martha Peralta, en Twitter.

Para derribar la estatua, ubicada en la cima de un cerro, un grupo de indígenas que protestaba contra la violencia en la región le ataron cuerdas a la escultura ecuestre, luego tiraron de ellas para tumbarla y cuando cayó comenzaron a celebrar.

Sebastián de Belalcázar, nacido en 1480 en lo que es la actual provincia española de Córdoba, fue un conquistador que fundó Quitó el 6 de diciembre de 1534, así como las localidades colombianas de Cali, Popayán y Belalcázar.

El Movimiento de Autoridades Indígenas del Suroccidente Colombiano (Aiso) argumentó que De Belalcázar cometió delitos como “genocidio, despojo y acaparamiento de tierras, desaparición física y cultural de los pueblos que hacían parte de la Confederación Pubenences”, que habitaban la región en la época de la conquista.