Necrológicas
  • Pascual Anselmo Candia Almazabal

Ambientalistas no dan brazo a torcer pese a que tronaduras de Mina Invierno parten en dos semanas más: “Mantenemos absolutamente vigentes nuestras alegaciones en juicio del Tribunal Ambiental”

Por La Prensa Austral miércoles 16 de enero del 2019

Compartir esta noticia
Visitas

En paralelo, ambientalistas representantes de Fima defensa Air y Greenpeace, además de Alerta Isla Riesco, lamentaron –y rechazaron- que el inicio de tronaduras del proyecto para incorporar dicho mecanismo para la remoción de material estéril en las faenas extractivas de carbón, que tienen lugar en isla Riesco, comuna de Río Verde, tenga ya fecha definida, pero recalcaron que ello no borra los procesos judiciales que siguen a nivel de tribunales ambientales. 

A través de un video, el abogado de Fima, Diego Lillo señaló: “Lamentamos la noticia de que la tronadura de Mina Invierno haya sido agendada. De todas formas, nos parece que esto es coherente con una actitud irresponsable por parte de la empresa. No estamos acostumbrados en un caso ambiental, a que la empresa siga adelante con lo que una resolución, que está actualmente en juicio, le autoriza. Esto no es normal, son algunos casos en que la empresa toma esta decisión, empecinada en ejecutar esta resolución, no obstante está siendo discutida. Mantenemos absolutamente vigentes nuestras alegaciones dentro del juicio del Tribunal Ambiental y estamos esperando que se resuelva pronto para que los efectos de las tronaduras no sean dañinos”, dijo señalando que se espera no prospere la utilización del mecanismo en las faenas extractivas de carbón en isla Riesco, en la comuna de Río Verde.

A su vez, el director de Greenpeace Chile, Matías Asun, criticó el hecho de que -según sostuvo- pese a que 2018 fue el año durante el cual la humanidad emitió la mayor cantidad de CO2, la empresa Mina Invierno quiera ‘perpetuar el uso del carbón, incluso cuando el país completo se ha convencido de abandonar su uso’. “Además, pretende volar un pedazo de la Patagonia, a un costado de parques nacionales y en medio de ecosistemas únicos, frágiles y prístinos. Esto en ningún caso ha acabado y la señal que Mina Invierno quiere dar, de avanzar sin importar las consecuencias, no borra los procesos judiciales en tribunales ambientales, que siguen, ni tampoco el hecho de que las tronaduras están aprobadas sin cumplir los mínimos estándares de una evaluación ambiental completa. El carbón de Mina Invierno se exporta a las zonas de sacrificio y ahí miles de ciudadanos padecen la contaminación, los tóxicos y las consecuencias nefastas que tiene el quemado de carbón para producir energía”.